El gobierno de Ecuador acusa a Correa de usar fondos públicos contra Chevron
El entonces presidente ecuatoriano, Rafael Correa, muestra su mano cubierta de petróleo en Aguarico, Ecuador, el 17 de septiembre de 2013 © AFP RODRIGO BUENDIA

Quito (AFP) – El gobierno de Ecuador acusó este jueves al exmandatario Rafael Correa de haber gastado diez millones de dólares de fondos públicos para apoyar una campaña privada de indígenas contra la petrolera Chevron, condenada por daño ambiental.

La estrategia incluyó el pago a personalidades como los actores estadounidenses Mia Farrow y Danny Glover, quienes supuestamente apoyaban la causa, dijo el secretario general de la presidencia, Eduardo Jurado, en una declaración leída ante los medios sin opción de preguntas.

“Este caso fue aprovechado por el anterior régimen para ganar protagonismo político y mediático”, declaró el funcionario.

Jurado cuestionó en concreto la campaña “La mano sucia de Chevron” emprendida en 2013 por el gobierno de Correa (2007-2017), que invitó a políticos y artistas para apoyar a indígenas y colonos amazónicos afectados por la contaminación de Texaco, firma que la estadounidense Chevron adquirió en 2001.

“El régimen anterior suscribió contratos por más de diez millones de dólares en campañas de comunicación a nivel nacional e internacional. Pretendieron hacer creer al país que las celebridades internacionales apoyaban la causa, cuando en realidad estas recibían un alto pago por su visita con fondos públicos”, señaló Jurado.

Desde Bélgica Correa, quien enfrenta una orden de prisión por la presunta participación en el secuestro de un opositor, reaccionó en Twitter.

“Denunciar al mundo ‘La mano sucia de Chevron’ ha sido ‘manipular la opinión pública’. Es claro que estos traidores ya pactaron con esta empresa corrupta y corruptora”, escribió.

Según el gobierno, Farrow y Glover recibieron 188.000 y 330.000 dólares, respectivamente, por visitar Ecuador y hundir su mano en un pozo de desechos tóxicos en la provincia de Sucumbíos (noreste).

También recorrieron la zona Rigoberta Menchú, premio Nobel de la Paz, el cantante español Luis Eduardo Aute y los líderes de la banda puertorriqueña Calle 13.

Pablo Fajardo, abogado de los indígenas ecuatorianos, criticó la declaración del secretario de la presidencia.

Jurado “con su opinión están beneficiado a la petrolera (sic) y afectando a los pobladores de las provincias de Orellana y Sucumbíos”, apuntó el abogado en Twitter.

Tras 25 años de litigio, en julio pasado la Corte Constitucional de Ecuador ratificó en última instancia la sentencia de la justicia local que obliga a Chevron a pagar 9.500 millones de dólares a pobladores amazónicos.

La petrolera endosa la contaminación a la estatal Petroecuador, con la que Texaco operó en consorcio, y se rehúsa a pagar la indemnización alegando que la sentencia en su contra fue obtenida mediante fraude y sobornos.

La empresa llevó el caso ante una corte de arbitraje internacional para que la sanción sea pagada por el Estado ecuatoriano.

En caso de que Ecuador pierda en cortes internacionales, el gobierno de Lenín Moreno -exaliado de Correa- perdirá “sancionar a los funcionarios” que ocasionaron el perjuicio, advirtió Jurado.